Los judíos chinos - Intelecto Hebreo

Son las:
03/11/2017
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Los judíos chinos

Etapa Electónica 2

Los judíos chinos


Por: Max Bery

1.- ORIGEN Y PRIMEROS RASTROS

Los judíos chinos serían originarios de Persia y se habrían instalado en China, especialmente en Kaifeng, en las épocas Tang* y Song*.
Como en el caso del budismo, del islamismo y del nestorianismo*, fue la Ruta de la Seda que permitió la implantación extranjera en China.
Los primeros documentos confiables, testimonios de una presencia judía en China datan del año 718. Se trata de una carta escrita en judeo-persa, por un judío chino, que pide la ayuda de un correligionario, para deshacerse de un rebaño de ovejas de dudosa calidad, (carta descubierta en 1910 en Dandan, en el Turkestan chino). También se encontró en 1908 una página de selijot (texto de oración hebraica relacionada con las celebraciones del mes de Tischri y de la fiesta de Kipur), escrita en el siglo octavo, en Tun-Huang, provincia de Kansu, dentro de las grutas de los mil Budas.
Pero no hay ningún indicio que permita suponer que estos documentos determinen la presencia más antigua de la comunidad judía en China.
En el siglo IX Ibn Khudadbih, geógrafo árabe, alude a mercaderes judíos conocidos como Rayanitas, viajando, según el autor, entre Francia, España y China.
En el siglo X un cronista musulmán, Abu Zaid al-Sifari, menciona la masacre que siguió la conquista de Kanfu (la actual Cantón), en 877/878 de 120,000 musulmanes, judíos, y cristianos que vivían en esta ciudad y se dedicaban al comercio.
En 1289 Marco Polo encuentra judíos en Pekín. Poco tiempo después el misionero franciscano, Juan de Montecorvino enviado a China, menciona también la presencia de judíos en este país. En 1346 el viajero árabe Ibn Batuta, que visitaba Hangchou, indica que entró con su grupo por una puerta de la ciudad llamada "Puerta de los judíos" y que en esta ciudad vivían judíos, cristianos y turcos adoradores del sol, formando en su conjunto un número importante". Independientemente de estos documentos, se hacen alusiones a los judíos, en acontecimientos ocurridos entre 1277 y 1354.

2.- EVOLUCIÓN

A.-Una comunidad viva
"La calle de la secta que enseña las santas escrituras"
- Esta inscripción de *Kaifeng de 1489 nos informa que la primera sinagoga fue construida en 1163 por un tal Lieh Weï (Lévy?) y dirigida por un tal An Tula (Abdullah? Hamtulla?)
- Se completó la sinagoga con una sala de estudio (bet midrash), un baño ritual (mikweh), una cocina comunitaria, un rastro de matanza ritual (shejita), una sucah, arcos conmemorativos, puertas y estelas (1489-1512-1663)
- Se encontraron manuscritos del siglo 18 demostrando que esta vida intelectual y artística judías era fecunda.
Pruebas son los siguientes hechos:
-Existía un linaje de rabinos
-Se hicieron escuelas enseñando los mandamientos, el judaísmo, el hebreo, durante generaciones.
-Se practicaban el Shabat, el kashrut y la circuncisión.
-Las creencias de los judíos chinos estaban en perfecta concordancia con las de las otras comunidades judías:
-Se practicaba la poligamia y el levirato
-No había proselitismo, pero las mujeres chinas deseando casarse con hombres judíos tienen que convertirse.
-Los niños recibían un nombre hebraico al mismo tiempo que su nombre chino.
-A los chinos les llamaba mucho la atención el rito consistiendo en extraer el nervio ciático (Génesis 32)
-El Pentateuco estaba dividido en 53 secciones, conforme al rito persa (y no al asquenazí =54)
-El rezo se realizaba hacia Jerusalén, hacia el Oeste.
-Se encontraron títulos de obras sobre el judaísmo publicados en chino, pero todavía sin clasificar.
-El "Cuento de las vicisitudes de las Escrituras Sagradas", escrito por Ying-Chen, cuyo nombre hebraico habría sido Moshe Ben Avram (circa 1660) trata de la historia de la comunidad judía de Kaifeng.

B.-La edad de oro del judaísmo chino
"Los judíos de corte" y el éxito social de la comunidad.
Hay 18 nombres de "clanes" judíos inscritos en un monumento construido en 1489, a la entrada de la antigua sinagoga. El privilegio de utilizar un nombre chino, normalmente prohibido para los extranjeros, fue acordado en 1420, a raíz de la denuncia por un judío, de un complot en contra del poder. Estos nombres chinos no tienen nada en común con los nombres originales de los fundadores de la comunidad. Los conservaron los descendientes de estos judíos y todavía están utilizados por los ciudadanos chinos que se valen del judaísmo.

C.- Un éxito social y político que lleva a la asimilación.
En regla general el éxito en los exámenes de la administración era seguido por el nombramiento de la persona en un lugar remoto, alejado de su región original. Un miembro de la comunidad podía encontrarse bruscamente aislado, este aislamiento conllevando casi siempre su asimilación, o la de sus hijos. Se sabe, de acuerdo con el "Memorial Book" que muchos miembros de la comunidad pudieron acceder al título de mandarín.
Precisamente el título de mandarín se otorgaba a los funcionarios seleccionados por concurso entre los más letrados.
El cambio de apellido por apellidos chinos, la obediencia a los ordenamientos de los Chings de utilizar la trenza en señal de sumisión, la tradición de vendar los pies de las niñas, llevaron a los judíos chinos a fundirse en la masa, al punto de que, cuando los conocimientos de sus propias tradiciones se esfumaron, no se notó ya ninguna diferencia entre ellos y sus vecinos.
En fin, en 1500 los dirigentes Ming decretaron la prohibición de los viajes dentro y fuera del Imperio, así que el judaísmo chino que se había nutrido hasta entonces con los contactos con las comunidades del interior y del exterior se encontró totalmente aislado.
El cierre de la "Ruta de la seda" empobreció la comunidad al punto de que en 1850, esta misma comunidad de Kaifeng que se había negado sistemáticamente a la venta de sus rollos de la ley a los jesuitas en 1723, los vendió finalmente a la misión canadiense mandada para convertirla. Sin embargo todos sus miembros rechazaron la conversión.

D.-El Confucionismo
Una de las fuerzas de asimilación del pensamiento judío y de la vida judía en China fue el confucionismo. Los judíos habían adoptado ciertas costumbres como la de quemar incienso y lo hacían comúnmente en las sinagogas.
El acceso a responsabilidades importantes dentro de la administración china estaba condicionado al éxito en ciertos exámenes destinados a valuar el dominio de los conocimientos de los textos de Confucio; estos conocimientos exigían estudios muy largos que, las más de las veces se hacían a expensas de los estudios del judaísmo.
La inscripción de 1489 sobre las paredes de la sinagoga explica que los fundamentos del judaísmo y del confucionismo son los mismos.
Se quema incienso en las sinagogas a la memoria de los numerosos ancestros bíblicos y también para honrar a Confucio que, sin embargo se distingue claramente de la religión judía. Se llega al punto de ofrecer sacrificios -pero de comida kasher- en ocasión de las festividades judías.

3.- LAS RELACIONES DE LOS OCCIDENTALES CON ESTAS COMUN IDADES
Curiosamente fueron los cristianos que más se interesaron por las comunidades judías descubiertas en China. Para la iglesia católica los judíos chinos presentaban un interés creciente
1.- Se esperaba, en efecto encontrar en su posesión originales comprobando que los textos del Talmud se habían reescrito por los rabinos para borrar las profecías anunciando la llegada de Jesús.
2.- Los jesuitas estaban interesados por las mezclas del judaísmo y del confucionismo y las querían estudiar para convertir a los chinos.
3.- Los problemas de traducción, sobre todo de los términos religiosos complicaban el trabajo de los misioneros para esta conversión. La ayuda .de los judíos fue muy importante en este terreno.
Del lado de los judíos nadie se interesaba en los hermanos asiáticos y el discurso de Menasche Ben Israel a la corona de Inglaterra, en 1650, para pedir para los judíos, expulsados en 1290, el derecho oficial de retornar a este país, menciona a los judíos de China, pero únicamente para decir que se había comprobado que los textos judíos no se habían reescrito.
Hay aquí una responsabilidad histórica al empobrecimiento progresivo de estas comunidades quienes, aun en periodos difíciles, no consiguieron ninguna ayuda exterior.
En la época moderna, en 1919 fue la Iglesia canadiense la iniciadora de una "convention for the reestablishment of the Kaifeng jewry"
Uno de los primeros sionistas, Perlman menciona únicamente a los judíos chinos para su demostración en contra de la asimilación y para el establecimiento de una nación judía.
En el transcurso de la segunda guerra mundial la comunidad de Kaifeng se salvó de milagro del aniquilamiento gracias al buen sentido de dos oficiales japoneses quienes, presionados por los nazis para "inspeccionar" a estos judíos, hicieron un reporte demostrando que ellos no representaban ningún obstáculo para la expansión japonesa en China.

CONCLUSIÓN

Hay el sentimiento de que estos judíos fueron incomprendidos por todos, tanto por los Europeos cristianos como por los judíos; por parte de los cristianos porque, a pesar de todo, eran unos "especímenes", por parte de los judíos porque era más fácil dudar de su judaísmo que tratar de ayudarlos.
Hoy día la situación de la comunidad judía china es muy precaria. Los Chinos consideran que los judíos chinos, nacidos de padres judíos, son judíos. Admiten así que ciertos individuos pueden aspirar a ir a vivir en Israel, aunque la obtención de una visa de salida sea todavía una empresa heroica.
El problema es el siguiente: del punto de vista de la halaja judía, estos individuos no son judíos, porque el judaísmo se transmite por la madre. La similitud de los casos de esta comunidad y la de los judíos etíopes permite cuestionar la datación tradicional del cambio de la patrilineidad a la matrilineidad: la tradición ortodoxa nos enseña que este cambio tuvo lugar en el Sinaí, pero como estos dos grupos (los judíos chinos y los etíopes) se alejaron de Israel después de la destrucción del primer templo, es posible que la patrilineidad haya seguido por más tiempo. Eso hace que los judíos chinos, cuando hacen aliya en Israel tienen que hacer trámites de conversión para regularizar su situación religiosa.
Todavía viven hoy día unas 400 familias judías en Cantón y unas 200 en Shangai, que esperan poco a poco irse a Israel. Tal vez sea posible cuando haya una mayor apertura de China en su comercio y sus relaciones diplomáticas con Israel.

*La dinastía Tang reinó de 618 hasta 907
*La dinastía Song reinó de 960 hasta 1279
*El nestorianismo era la doctrina del obispo Nestorius, declarada herética en   431, sobre la doble naturaleza divina y humana de Cristo
*Kaifeng era la capital del imperio Song

Maqueta de la
Sinagoga de Kaifeng, Henan, 1163.
>>>>


Regreso al contenido | Regreso al menu principal